higado-graso2

Su nombre médico es esteatosis hepática, pero se le conoce comúnmente como hígado graso. Esta dolencia la padece muchísima gente sin saberlo, ya que es una enfermedad silenciosa, es decir, difícilmente asintomática.

El hígado graso, como su nombre lo indica, consiste en la acumulación de grasa en el hígado. Como sabemos, el hígado se encarga de procesar todos los componentes que ingerimos de los alimentos. Estos los convierte en sustancias que el cuerpo necesita para subsistir, como por ejemplo las proteínas. Asimismo los azúcares, vitaminas y grasas se almacenan en él para cuando el cuerpo las necesite.

Pero cuando ingresa grasas y harinas en cantidades superiores al límite, el hígado no se da a basto para procesarlas, y dicha grasa se aloja en las células del hígado perjudicando su buen funcionamiento. El estilo de vida típico occidental caracterizado por el sedentarismo y el alto consumo de grasas, la diabetes y el sobrepeso, son algunas de las causas de este mal.

Una dieta balanceada que libere al hígado del exceso de grasas puede contribuir a nuestra mejoría. Por ello, aquí te pasamos un modelo de dieta adecuado para aliviar este mal. Paralelamente, no olvides acudir al médico para que sea este quien te indique exactamente cómo tratar este mal.

Desayuno

Elige alguna dos de estas opciones (una de fruta y una de pan):

  • 1 jugo de papaya, piña, naranjas o surtido.
  • 1 taza de leche descremada o dietética y 1 pan integral con queso descremado dietético.
  • 1 infusión sin cafeína y 1 tostada de pan integral con mermelada dietética.
  • 2 rodajas de melón, piña o naranjas.

Media mañana

  • Una fruta de estación o
  • 1 vaso de yogur con cereal.
  • 1 ensalada de frutas.

Almuerzo

  • 1 sopa casera de dieta, o de verduras más 1 cucharadita de levadura de cerveza con:
  • 1 pechuga de pollo, pescado, pavo a la parrilla o al horno o carne de ternera con 1 porción de puré de papas, arroz hervido o ensalada fresca o hervida o fideos hervidos con verduras.
  • 1 fruta de estación o un jugo de frutas.

Merienda

Elige alguna de estas opciones

  • 1 yogur descremado con cereal.
  • 1 fruta de estación.
  • 1 infusión con una tostada integral con queso descremado.

Cena

Elige alguna de estas opciones:

  • 1 sopa de dieta, casera o de verduras más 1 cucharadita de levadura de cerveza.
  • 1 ensalada de verduras frescas o sancochadas con un huevo sancochado con medio filete de pollo, pavo, ternera o carne a la plancha o al horno.
  • 1 ensaladas de frutas.

Imagen: Sabor y salud.

Comentarios

En un chequeo médico, me diagnosticaron que tenia Hígado graso, desde ese entonces he tenido cuidado con mi dieta, pues tiene que ser bajo en grasas, mucha fruta, verduras, agua, a parte de ello tomo después de las comidas unas pastillas llamadas “Verte”, las cuales hacen que elimine el 30 % de las grasas que ingiero con las evacuaciones, hasta ahora me va muy bien…

Comentado por Lidia — 9 Diciembre 2010 @ 22:13 pm

También para el higado graso, en muy bueno tomar extracto de alcachofas, este fruto es muy bueno para el higado pues lo purifica y lo desintoxica, en cambio lo que es muy malo para el higado es el alcohol, se hace un daño irreparable cada vez que tomamos alcohol sin control, el hígado se inflama de tal manera que provoca en el organismo serios estragos.

Comentado por Lidia — 9 Diciembre 2010 @ 22:20 pm

Se que la infusiòn de boldo es exelente lo limpia y deja como nuevo y es natural.

Comentado por MARIELLA — 11 Diciembre 2010 @ 15:52 pm

Si deseas comentar puedes ingresar o regístrarte.

« volver